Conoce la Mejor Dieta en la Menopausia para Mujeres

¿Sabias que existía una dieta en la menopausia para mujeres? La menopausia es la etapa que consiste entre los 30 y 50 años de edad en el ciclo de vida de toda mujer, en ésta suele presentarse una disminución de las hormonas sexuales que produce la mujer.

Cuando entran a la menopausia por lo general los ciclos menstruales empiezan a ser irregulares y en algunas ocasiones sin la presencia de óvulos, hasta que llega el día en que ya no tendrás más ciclos menstruales por lo que les resta de vida y por ende ya no estarán en la capacidad de reproducirse.

Es completamente normal que las mujeres pierdan cierta cantidad de energía indispensable a medida que van transcurriendo los años, además de que el metabolismo se ralentiza un poco.

Específicamente cuando llegan a la etapa de la menopausia es muy usual que las mujeres tiendan a retener líquidos y que se incremente la grasa de sus cuerpos, de igual forma se hacen más propensas a padecer de osteoporosis o de hipotiroidismo. Sin embargo con el hecho de tener dieta en la menopausia o una alimentación adecuada es posible disminuir estos síntomas.

  Alimentos de dieta en la menopausia

Alrededor de los 50 a 40 años de edad el metabolismo de la mujer se vuelve más lento, esto significa que aunque se sigan comiendo las mismas porciones que comían años atrás engordarán más fácilmente. Esto debido a que el organismo empieza a ahorrar y por ende hace que la cantidad de energía que se gaste sea menor cuando se deben llevar a cabo las funciones del metabolismo.

 Incremento del volumen abdominal en la menopausia

Uno de los cambios a nivel físico más notables de la menopausia es el incremento de la grasa en la zona del abdomen y deja de almacenarse la grasa en las piernas. Tomando en cuenta esto desde una perspectiva metabólica hay grandes diferencias según la zona en la que se acumula la grasa.

Dado a que el metabolismo se vuelve más lento con la menopausia, se vuelve normal el hecho de que se acumule grasa en la cintura, caderas y en el vientre ya que la cantidad de calorías que se gastan estando en un estado de reposo se reduce y esto conlleva a que haya más tejido graso y menos tejido magro. Asimismo, la edad y la poca realización de actividad física hacen que estas condiciones aumenten aún más.

En la menopausia el cuerpo reduce parcial o completamente la producción de ciertas hormonas, como lo es en el caso del estrógeno, por ende el metabolismo tiene menor efectividad cuando debe quemar la grasa de la comida que se consumen y por lo tanto las almacena.

Entonces se puede decir que en la menopausia se disminuye la eficiencia del metabolismo cuando quema la grasa y se tiende a acumular grasa en la cintura y en el vientre. Estos son factores que por supuesto influyen en el hecho de que se incremente el peso y el volumen del abdomen.

Minerales cruciales en la dieta en la menopausia

* Magnesio: El magnesio es un mineral que contribuye a que el organismo absorba de mejor forma el calcio ya sea en la digestión como en los huesos. Para obtener buenas dosis de magnesio debes ingerir algas, semillas, queso.

* Calcio: Es elemental para la salud de los huesos. Puedes encontrar calcio no solo en los alimentos lácteos sino también en algunas semillas, legumbres, ostras, algas, langostinos, col rizada, brócoli.

 Cuidados de la dieta en la menopausia

* Boro: El boro funciona como una especie de complemento para el calcio dando a que contribuye a mantener el estado de los huesos. Para obtener boro deberás consumir berro, brócoli, perejil, col, champiñones, lechuga, guisantes, judías verdes.

* Hierro: Como en la menopausia ya no se presenta el ciclo menstrual, los niveles de hierro no suelen estar tan bajo y por lo tanto hay menor riesgo de padecer de anemia, sin embargo en algunas ocasiones a las mujeres no se les va por completo el ciclo menstrual por lo tanto es importante tener buenos niveles de hierro en el organismo.

El hierro se puede conseguir en alimentos como los marisco que poseen concha (mejillones, almejas), carnes rojas, sardinas, anchoas, hígado, legumbres, cereales.

* Fósforo: El fósforo es otro gran complemento del calcio, al igual que el magnesio y por ende contribuye en la salud de los huesos. Entre las mejores fuentes de fósforo se encuentran el salvado y germen de trigo, soja y sus derivados, pipas, quesos que no tengan mucha grasa.

Consejos para la dieta en la menopausia

1) Procura desayunar antes de que transcurra la primera hora de haberte levantado y trata en lo posible de no tomar jugo ya que como se le quita la fibra que contiene la fruta entonces el azúcar natural de la misma suele absorberse a una velocidad mayor haciendo que se estimule el almacenamiento de la grasa.

2) Al cocinar los alimentos hazlo de forma sana, tal como cocidos, al vapor, a la plancha, al horno. Consume lo menos posibles comidas que sea fritas, guisadas, empanizadas. Para el condimento de la comida puedes hacer uso de pimienta, especias, limón, vinagre.

 Consejos para la dieta en la menopausia

3) Cuando precises utilizar aceite, opta por el aceite de oliva para la mayoría de los platillos que prepares ya que éste está compuesta por vitamina E y esto contribuye a que el cuerpo produzca estrógenos.

4) En la dieta en la menopausia, consume muchas frutas y vegetales, ya que estos alimentos son grandes fuentes de fibra, minerales y vitaminas, además aportan elementos que son muy similares estructuralmente a los estrógenos y por ende son muy efectivos para aliviar los síntomas relacionados al déficit de hormonas femeninas.

5) En la dieta en la menopausia, haz cinco comidas al día que estén distribuidas de la siguiente manera: desayuno, almuerzo, merienda y cena. Esto en realidad es fundamental para todas las dietas y sin embargo no todas las personas lo cumplen. La razón de que se precise esta cantidad de comidas diarias es que de esta manera es posible que el metabolismo se mantenga activo y aumentarás la cantidad de calorías que quemas.

6) Intenta en lo posible no tomar bebidas que te estimulen tales como el café, el mate y el té, que a pesar de que naturalmente no contienen calorías estimulan a la insulina conllevando a almacenar grasa, por lo tanto se sugiere reducir su ingesta y en caso de tomarlos que sea en el desayuno y acompañando a alimentos que sean ricos en fibra.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com